martes, 22 de enero de 2013

ENTERRADOS DE NIEVE EN CERLER.

Al fin la temporada de nieve en Cerler y el Valle de Benasque se ha visto beneficiada por una nevada de la de "verdad", desde el viernes pasado no paró de nevar en el valle, primero en cotas altas para después bajar la cota hasta menos de 900 metros. El sábado en Cerler, fue el típico día que amanece gris y nevando con visibilidad media, pero suficiente para pasarlo bien. Gran día de "happy pow riding".

La mañana del domingo, dejó de nevar, los cielos estaban grises a primera hora de la mañana, Cerler medio enterrada en más de medio metro recién caído, acumulado a todo lo que cayó durante la semana. Se puede decir que ahora Cerler está petada de nieve, según zonas puede haber casi dos metros o rebasar esta medida, nieve muy profunda y algo pesada por la humedad del día anterior.

No obstante, conforme fue avanzando la mañana la nieve comenzó a estar mucho más seca y polvo, aún así muy profunda, había que tener buenas piernas para aguantar este primer día de powder en Cerler. Comparado con la temporada pasada, éste fue uno de los mejores días en meses, aunque en abril pasado también disfrutamos.

          

Había muchas ganas en la estación a primeras horas, las sillas costaron un poco en ponerlas en servicio, sobre todo en cotas altas, había nevado bastante y se tenía que asegurar tanto la zona de pistas como el fuera de pistas, objetivo de la gran mayoría de riders y skiers que hacían cola en Sarrau o Cogulla. La silla de Gallinero, quedaba esperando su turno para el lunes.

Los nervios por la primera bajada estaban a flor de piel en todo el personal, al final como siempre, me quedé solo en mis primeras bajadas, yo tenía claro que ese domingo y sin estar Gallinero abierto, iba a dibujar mis líneas entre los pinos que se sitúan debajo de la silla del Ampriú en la zona de la Olla. Acerté bastante bien, pude bajar la primera línea justo por debajo de la "silla del amor", hacer una línea aquí con polvo recién caído es bastante difícil durante la temporada si solo subes los fines de semana. Ahora ya la puedo tachar de mi lista de líneas para hacer en Cerler. La mañana la pasé andando en polvo profundo entre árboles, viendo muchas caras alegres y algo de cansancio al final del día. Alguna línea me hice con algunos de los "cazadores" de polvo habituales de Cerler, terminando el día feliz y alegre de volver a pasar un día de freeride en mi estación.

                

El fin de semana que viene más, ya que las borrascas nos acompañarán parte de la semana, espero que el sábado y domingo tengamos alguna ventana. También espero disfrutar con mi colegas riders, ya sabéis quién sois, de nuevas jornadas de powder en Cerler.

Terminar el día bajando de Cerler hacia Benasque, por la carretera que une estas dos poblaciones es un "orgasmo" para la vista, ya que las Tucas de Ixeia te acompañan durante toda la bajada con sus cumbres escarpadas y ahora llenas de nieve, el final perfecto antes de llegar a casa y zamparme un plato de macarrones gratinados.

Estos días editaré algunas imágenes del fin de semana grabadas con mi cámara POV, se ve mucha nieve en ellas.

No hay comentarios: